martes, 1 de abril de 2014

Un minuto antes de la oscuridad, de Ismael Martínez Biurrún

Un minuto antes de la oscuridad
Ismael Martínez Biurrún
Fantacsy
320 páginas


Argumento:

Ciro y su familia se enfrentan a un escenario apocalíptico en los barrios residenciales de Madrid, mientras el alcalde planea levantar un muro en torno a la ciudad para evitar ataques de hordas descontroladas.


Comentario:


Lo primero que salta a la vista es una prosa simple mezclada con alardes de estilo poético (no siempre acertados ni inteligibles), y figuras estilísticas y metáforas un tanto enrevesadas. También se mezclan tiempos verbales, sin que se sepa muy bien a qué obedece esto; e incluso en algunas partes hay una narración en segunda persona, que suena más al intento de dotar a la novela de un aire de "qualité" que a una necesidad de la historia. Todo esto contribuye a quitar naturalidad a lo que se cuenta, y a darle, a mi modo de ver, un extraño toque de artificio.

Por otro lado, se articulan al menos tres líneas narrativas poco trabadas entre sí, según mi opinión. Una es la historia de los habitantes de los suburbios, con Ciro y Sole como representantes principales, que tratan de sobrevivir al caos; otra, la historia de Yonan, la trama más propiamente de Ciencia Ficción; y finalmente, una subtrama policial algo débil.

La narración es rápida y ágil, al haber muchos diálogos y acción, que se impone sobre el intimismo o la reflexión. Apenas hay descripciones o valoraciones profundas acerca de lo que los personajes viven. Tiene un cierto regusto a película cinematográfica hollywoodense.

Aunque parece tratarse de una especie de metáfora o alegoría, he echado en falta una determinación más clara de las causas de la situación degenerativa del tejido social descrita, la cual simplemente no se entiende. Se supone que ha pasado "algo" y que a consecuencia de esto, la sociedad está colapsando, pero resulta todo muy extraño  e incoherente, ya que por un lado en los barrios residenciales no hay policía ni recogida de basuras, rige la ley de la selva, apenas hay cobertura de móviles, no hay internet, etc, pero por otro lado, en el resto de lugares se mantiene la tecnología y  una cierta infraestructura (existencia de empresas dedicadas a temas genéticos, gobierno local, etc).

Tampoco se explica la razón de que no haya cobertura o de que cueste comunicarse, por qué fallan los satélites, o si las operadoras ya no trabajan (¿entonces por qué sigue la gente pudiendo usar su móvil?), por qué la tele no emite nada en directo...  (pero grabado sí). Además, pese a esta coyuntura, el ayuntamiento sigue detentando un cierto poder y es capaz de levantar un muro alrededor de Madrid (sic) con una pasmosa facilidad y rapidez, por no mencionar que la ciencia y la tecnología genéticas, así como sus sistemas comerciales, siguen a pleno funcionamiento en la fabricación de clones. No se mencionan poderes administrativos a nivel estatal, ni la existencia de ejércitos, etc.

Ni qué decir tiene que tampoco se explican las razones de las hordas que atacan a los habitantes de los chalets de la periferia y se llevan a los niños, a los que el autor llama "hawaiianos" ya que llevan camisas floreadas; en otros momentos se sugiere la existencia de otras hordas llamadas "tuaregs" o "incas", dejando entrever un simbolismo sobre la ¿inmigración? ¿la caída del Imperio Romano debido las incursiones bárbaras u otras civilizaciones? En relación con esto, está la feudalización de la sociedad, con la supremacía de los poderes locales, el amurallamiento de ciudades, pérdida de población, amenazas externas (aunque no parecen de mucha entidad, la verdad)... en una especie de regreso a la Edad Media no muy bien justificado o fundamentado, al no saberse las razones de la involución. Todo queda demasiado en el aire como para resultar verosímil, aunque sí se intuye la crítica a ciertos sectores socioeconómicos.

El tema de los clones me ha resultado francamente tópico y ya muchas veces visto en películas y novelas, aunque al ser un tema más humano e involucrarse en una trama de relaciones personales me despertó interés, aunque repito, no aporta nada nuevo a lo ya escrito al respecto o a lo visto en multitud de películas.

La trama policial es bastante mediocre. La china y su hermano parecen prescindibles.

En cuanto a los personajes,  la obcecación de Ciro de seguir viviendo en un lugar peligrosísimo y sin protección (y sin infraestructuras), poniendo en riesgo a su mujer y su hijo solo se entiende como simbolismo del intento de mantener una cierta aura de normalidad dentro del caos, de orden (él sigue dando clases en la universidad aunque no le pagan, otra cosa se no se explica: por qué hay dinero para la genética y las obras faraónicas y no para esto) mientras todo se desmorona a su alrededor, pero no veo creíble que no priorice la seguridad de su familia a este concepto más bien abstracto. Su mujer, Sole, por cierto, es un personaje más bien pasivo, que se pasa el día en casa sin aportar gran cosa (ni en ideas ni en recursos, búsqueda de alimentos, etc).

El final es muy brusco (y posee algunos elementos chocantes como la reaparición de personajes anteriormente secuestrados, que dan explicaciones algo pilladas por los pelos sobre su huida) y tampoco aclara mucho.

En resumen, una obra fácil de leer, con un simbolismo sobre la crisis de las civilizaciones, de la crisis económica, del orden y el caos social, pero algo superficial y tópica, aunque no aburrida. Para fans de la Ciencia Ficción. La portada me ha gustado.
 

Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión.

7 comentarios:

  1. Me llama la atención que sea fácil de leer pese a las metáforas enrevesadas..., Muy fan de la ciencia ficción no soy, y no sé si la portada es suficiente argumento :D Pero en cierta forma me ha dado curiosidad, así que no lo descarto.

    Gracias y un saludo

    ResponderEliminar
  2. Yo creo que las metáforas enrevesadas son un mal menor en la novela.

    A mi modo de ver lo que realmente falla es que el autor pone las escenas que le parecen interesantes, intrigantes, originales o lo que sea, abriendo tramas que luego ni explica ni resuelve (los hawaianos, Alejo, los crímenes de la universidad....).

    En ese aspecto recuerda bastante a una obra anterior del autor, "El escondite de Grisha", que parte de una premisa muy atractiva, de interés creciente, pero también pone muchas tramas que luego no explica y tiene un final tan abrupto como el de "Un minuto antes de la oscuridad", incluso menos satisfactorio, porque da la impresión de que acaba cuando no se le ocurre qué más escribir.

    Además, en el último tramo de "Un minuto antes de la oscuridad" los personajes actúan de forma incoherente con sus personalidades, desplazando protagonismos, etc...

    Por cierto, ¿con lo del simbolismo te refieres a que las gaviotas que sobrevuelan toda la novela representan al PP?

    ResponderEliminar
  3. jaja, tanto como del PP las gaviotas no sé, pero el caso es que yo veo que sí, que es simbólica hasta casi en los nombres de los personajes, pero es que a mí ese simbolismo no me funciona si la trama deja tantos cabos sueltos y va por donde le da la gana. Es una novela muy entretenida de leer, no lo vamos a negar, pero cuanto más piensas sobre ella más incoherencias le encuentras: por qué matan a los de la universidad, por qué hay alcalde y no hay gobierno central, qué pasó con el ejército, qué pasa en otros países, por qué quieren construir un muro en torno a Madrid, con lo problemático que sería eso para la distribución de alimentos, cómo está la economía... es que faltan tanta cosas sin explicar que el mundo imaginario donde transcurre la acción queda como en el aire y no resulta muy creíble, a mi modo de ver. Eso sí, repito, es entretenida y se lee muy deprisa. Lo de las metáforas y demás figuras no es malo en sí, lo que pasa es que al lado de frases comunes te planta otras de esas barrocas y crípticas (en algunos casos son solo frases bonitas, sin contenido real) y choca todo eso. Hay muchos personajes secundarios que directamente no sabes para qué están.

    ResponderEliminar
  4. En esta historia TODO es incoherente y absurdo. Y creo que eso lo resume. No se explica nada, la mayoría de los personajes no hacen nada que justifique su presencia... es puro artificio, vamos
    En cuanto a lo de fácil de leer, de acuerdo, pero ¿por qué? Porque está vacía en todos los sentidos, como el VOID ese...

    ResponderEliminar
  5. Me gusta este autor y tenía ganas de leer alguna reseña de esta novela. Un poco decepcionada me voy, la verdad, no con tu reseña ni mucho menos sino con el conjunto de la historia...
    Un saludo,

    ResponderEliminar
  6. A mí me atraía el tema, la verdad, y se lee fácil y no aburre. Lo mejor es juzgar por uno mismo. Si la lees, coméntanos tus impresiones.

    ResponderEliminar
  7. Estoy totalmente de acuerdo con la reseña. Empecé a leer la novela con muchísimo interés, debido al tema sobre el que trataba, un Madrid en pleno colapso (soy madrileño), y porque me apasiona la ciencia ficción y el genero postapocalíptico. Pero me fui desinflando muy rápidamente. No hay coherencia alguna, no se explica nada, ni el por que de la situación, ni el porqué de la motivación de los personajes.
    Como bien se ha mencionado, el estilo, es una mezcla sin cohesión de descripciones ambiguas, de florituras poéticas que no vienen a cuento, no aportan nada. Por poner un ejemplo facilón (en inventado por mi): pasa de ser algo como "Avanza por la acera gris, y sin darse cuenta mete el pie en un charco de agua sucia" a algo como "Se immola mentalmente con trillones de pesadillas eclécticas, cual sutil forma de purificación corporea de su yo no corporeo, como pago de tributo etéreo nunca debido a dioses nunca nombrados por mentes que nunca existieron".... Y claro, te quedas sin saber a que viene todo eso.
    Y para colmo, de nuevo ya ha sido comentado, pero se mezclan tramas, que en realidad, ni tienen mucha sustancia, ni le dan un sentido global a la novela, y en muchas ocasiones ni siquiera terminan.
    En resumen, me da rabia porque no me gusta hacer una critica negativa a un libro, pero lamentablemente a mi me ha decepcionado, y mucho.

    ResponderEliminar

Comenta, no seas tímido.