jueves, 28 de enero de 2016

La vigilante del Louvre, de Lara Siscar

Editorial; Plaza & Janés, 2015
250 páginas
17,90 €
Ebook: 9,99 €

Argumento:

Diana, vigilante del museo del Louvre, se siente atraída por uno de los cuadros de la exposición temporal dedicada a la obra de Gustave Courbet.

Comentario:

Si bien «La vigilante del Louvre» narra parte de las vidas de Diana, Isabelle y Claudette, es el cuadro «El origen del mundo», de Gustave Courbet, el gran protagonista de la novela: la forma en que afecta a las tres mujeres sirve para contar su historia y la de la modelo que posó para la obra, en la que hay misterio, escándalo y polémica (al final se aclara qué hechos son reales o no).

Para transmitir la información, la autora hace que cada personajes tenga cierta relación con el cuadro, desde la posesión de un diario que se supone escrito por la modelo, la redacción de una tesis sobre «El origen del mundo» o la fascinación que ejerce sobre Diana, al punto de cambiar su vida y con ello las de Isabelle y Claudette.

La obra da voz a cada una de las mujeres que la protagonizan, en primera persona y señalando al comienzo de cada breve capítulo cuál de ellas es quien toma la palabra, pese a lo cual es posible que al principio cueste un poco ubicar quién es quién debido a que las tres se expresan de forma similar, aunque en cuanto comienzan a desarrollarse sus vivencias y problemas resulta más sencillo diferenciarlas.

Llama la atención, al ser la primera novela de la autora, su capacidad de síntesis (apenas hay digresiones innecesarias): proporciona los datos necesarios para crear intriga e interés y lo hace, en muchas ocasiones, de forma sutil, sugerida, permitiendo que cada cual saque sus conclusiones en lugar de explicar cada hecho y motivo hasta descubrir la relación que las protagonistas tienen con el cuadro y entre ellas.

En resumen, «La vigilante del Louvre» es una novela bien escrita, en la que se consigue conjugar el misterio y el romance con una reflexión sobre el arte, desde una ligera crítica (la presentación de Diana y su percepción del Louvre y las obras que prefieren ver los visitantes) hasta la influencia que puede tener sobre las personas («El origen del mundo» como catalizador, casi una obsesión, para que Diana se descubra a sí misma y actúe en consecuencia).

Cita de La vigilante del Louvre:

«Ni es rincón, ni es tranquilo, ni es museo. Es un circo. La sala de La Gioconda es una verbena continua y no hay mayor premio en la tómbola que hacerse un autorretrato con ella al fondo y desde primera fila. Pueden esperar horas para escalar posiciones y llegar justo a la barra que delimita el área de seguridad. Y allí, en cuanto llegan, se dan la vuelta y de espaldas al cuadro se hacen la foto y se van. ¡Se van! Algunos ni le miran la cara, no caen, no se acuerdan. Están demasiado obsesionados con inmortalizar el momento, guardarlo para luego, compartirlo sin demora en alguna red social. Son centenares los que nunca serán conscientes de que en realidad, y a pesar del testimonio gráfico, ellos no la vieron jamás. Y ahí los tengo, apiñados desde primera hora. Hay que estar alerta a empujones, saltos de altura, lanzamientos, gritos, robos de carteras y tocamientos. Desde el arco de visión de la Mona Lisa, el Louvre no es un museo, es el Moulin Rouge. No es de extrañar que la mujer se ría.»


Enlace relacionado:



***T***


¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

lunes, 25 de enero de 2016

Alma, de Carlos Sisí

Alma
Carlos Sisí
Ediciones Minotauro
496 páginas



Argumento:

La joven Alma nace con el inquietante poder de ver a los muertos. De adulta, se dedica a escudriñar el mundo del Más Allá. La publicación de un libro sobre la ouija y las experiencias con seres de otros planos, desencadenará acontecimientos de impensables consecuencias a los que deberá enfrentarse.

Comentario:

Las novelas de este autor suelen ajustarse a un cierto esquema: un inicio prometedor, con una idea intrigante y misteriosa (a veces lastrada por los tópicos del género de turno; ejemplo: las problemáticas de Alma son similares a las de cualquier personaje dotado de esos "poderes", hasta se adivina cómo terminarán ciertas experiencias adolescentes...); un desarrollo largo, estancado y dividido en varios frentes de diverso interés; y un clímax lleno de larguísimas escenas de acción que se remata mediante soluciones rayanas con el Deus ex machina (justificaciones y explicaciones seudorreligiosas o New Age). 

Este libro refleja tal esquema, aunque, comparando con "La hora del Mar" o "Panteón", ha moderado mucho el exceso de las escenas de acción (que en las otras eran eternas e invitaban a la lectura diagonal), y mejorado bastante el desarrollo. Sin embargo, sigue habiendo demasiados personajes (algunos sin roles claros, o que aparecen, de pronto, al final, con lo cual no puedes empatizar con ellos ni sientes lo que les pasa), tramas insatisfactoriamente resueltas, y ese final... para mí lo peor con diferencia. No puede haber nada más frustrante para un lector que "todo pasa porque tiene que pasar y cuando tiene que pasar". 

La redacción es correcta y la lectura, obviando la extensión y lo repetitivo de algunas escenas, ágil hasta más de la mitad del libro, cuando empieza a pesar el gran número de líneas de la historia, que la alarga sin añadir mucho a lo ya explicado. 

Lo que menos me ha gustado han sido los discursos religiosos mezclados con ideas new age, y un exceso de referencias tanto implícitas como explícitas (y algunas quizás inconscientes) a obras de King, y otras películas y novelas (Cazafantasmas, Lifeforce, Harry Potter, Poltergeist, El Exorcista, Ghost, El Señor de los Anillos, La historia interminable... y más cosas que se me pasarían, ya que no conozco mucho del género).

Lo que más, aparte de la mejoría general y la agilidad de lectura (que convierten la obra en un auténtico "pasapáginas"), han sido imágenes como la de la casa explosionando en un espacio detenido y algún otro efecto descriptivo. El autor es muy visual describiendo, aunque algunas cosas suenen a ya vistas. Pero bueno, al menos está bien escrito. Y se ve que ha refrenado la verborrea de otras veces, mejorando notablemente el resultado global.

En resumen, una novela ágil, bien redactada, con algún tópico del género de terror y fantasía, unos pocos cabos sueltos, y que si por algo destaca es por incluir un mensaje que trasciende la propia historia, y que no es común entre las novelas de este estilo. Podemos estar o no de acuerdo con dicho mensaje, pero el caso es que el mero hecho de incluirlo demuestra valentía por parte del autor, apuesta personal y un intento de elevar la novela por encima de las soluciones fáciles. Recomendada para fans del terror y la fantasía.

¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

miércoles, 20 de enero de 2016

Mini reseñas: especial Anagrama

Durante diciembre tuve la oportunidad de leer una gran cantidad de libros de los cuales no he hecho reseña. He aquí un breve resumen de algunas de estas lecturas, pertenecientes a obras publicadas por la Editorial Anagrama.



El Imperio de Yegorov

(finalista premio Herralde)
Manuel Moyano
Editorial Anagrama
192 páginas

 
Novela sin narrador, al modo de "Pantaleón y las visitadoras" de Vargas Llosa, donde se suceden recortes de noticias, fragmentos de diarios, entrevistas, entradas de blogs y otros recursos, para contar una historia de ciencia ficción (o fantasía), algo previsible, aunque interesante. El problema es que, si bien la estructura es "original" (que no novedosa), la prosa, por la propia naturaleza de los recursos utilizados, no está a un nivel muy elevado. El tema es lo que más me ha atraído, aunque, más o menos, se va imaginando lo que va a pasar según lees. Ágil lectura sobre la muerte y la lucha contra ella, el poder, la pérdida de la juventud, etc. Quizás no logra transmitir todo el horror distópico que debería, pero es que es demasiado corta y apresurada. Y la estructura elegida no ayuda a profundizar en los personajes y sus conflictos, por el exceso de objetividad y de visión externa. Al final del libro, se añade un innecesario glosario o lista de personajes con sus mini biografías.



Bartleby y compañía

Enrique Vila-Matas
Editorial Anagrama
184 páginas

Extraña e imaginativa novela que mezcla la ficción y la no ficción, "notas para una novela inexistente" que hace un recorrido sobre los autores aquejados del mal de no poder o querer escribir, famosos autores de "una sola obra" o de muy escaso currículum. Numerosas citas y referencias, intercaladas con la experiencia personal del narrador en primera persona, que se inventa encuentros con Salinger y otras anécdotas. Que a nadie le asuste la novedosa estructura y su carácter metaliterario y de homenaje a la literatura. Muy bien escrita y entretenida (para quien le gusten estos temas, claro).

 

Cicatriz

Sara Mesa
Editorial Anagrama
200 páginas

Dando saltos en el tiempo, cuyo sentido no he entendido muy bien, y ambientada en un país imaginario (que podría ser un trasunto de España), se nos narra la historia de una relación on line, basada en la literatura en principio, pero que luego se convierte en algo un poco agobiante y desagradable. Personajes demasiado extremos y de comportamientos incomprensibles para mí (¿por qué ella no manda a la mierda a ese acosador y delincuente?) y que se extienden a lo largo de varios años, la obra recuerda un poco a la de Glattauer de "Contra el viento del norte", intercalándose largas cartas en la narración clásica. Muy de los tiempos modernos, de la virtualidad, del mundo online, del pensamiento débil... Extraña historia de amor que linda con la obsesión y la locura, y habla de las máscaras que se adoptan en la relación con los demás en internet, de los juegos de la imaginación, etc.

 


Cuatro por cuatro

Sara Mesa
Editorial Anagrama
272 páginas

Dividida en dos partes, la primera es solo pasable y casi similar a una novela juvenil (con un lenguaje algo más oscuro y una trama insinuada y, en algunas partes, explícita); pero la segunda es un poco aburrida y llena de partes sobrantes: un nuevo profesor del internado nos cuenta a modo de diario sus impresiones sobre el lugar, viendo misterios por todos los lados, misterios que el lector ya adivina e imagina, ambientado todo en un lugar que no se describe mucho y afectado por una especie de revuelta o situación de caos que tampoco se sabe por qué existe. Personajes prescindibles como la hermana del protagonista, y las reflexiones de este, a menudo fuera de lugar, hacen que la novela sea un poco pesada de leer, aunque, por suerte, es corta. Hay algunos fragmentos que buscan la "qualité" (es un Anagrama, no lo olvidemos), y tiene algún destello, pero el conjunto (entre lo obvio, lo onírico y lo vacío) no me ha convencido mucho. Muchas palabras para contar poco, y el epílogo... confirma lo que ya sabíamos o sospechábamos todo el rato aunque, cómo no, tampoco hay explicaciones nada más que envueltas en brumas y en un tono críptico. Es de esos libros de "el autor pasa de hacer relaciones causa efecto y de justificar el argumento y que sea el lector el que lo ponga todo de su parte", da igual que lo que ocurra no sea creíble, ya que se trata de una novela "simbólica".




¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

viernes, 15 de enero de 2016

Mini reseñas: 4 bosilibros

Estrenamos Mini Reseñas, artículos que reunirán los comentarios de varias novelas que por diversos motivos no hemos reseñado en largo (no hay mucho que decir, falta de tiempo etc). Se intentará reunir obras cuyo contenido sea similar o tenga algo en común, como estos cuatro bolsilibros de Bruguera, de la Selección Terror y Punto Rojo.

Noche de difuntos, de Clark Carrados (Selección Terror #132):


Se trata de una versión, intencionada o no, de la novela «Diez negritos», de Agatha Christie: El fallecimiento de Hyram W. Koldicutt y la reunión para  lectura de su testamento ante sus herederos es un punto de partida similar al de la obra de Christie. Que pronto queden aislados, rodeados por un foso y empiecen a ser asesinados con métodos cercanos al gore acentúa unas similitudes que son solo las primeras, si bien hay algunas diferencias en el desarrollo y conclusión.

Correctamente redactada, con varios giros argumentales no del todo previsibles, alguna sorpresa, cierto ingenio en los métodos utilizados para cometer los crímenes y una pareja (los únicos herederos que no conocían al difunto), Bat Bludin y Marion Ford, decidida a averiguar lo que sucede mientras los otros invitados empiezan a sucumbir víctimas de sus «debilidades» («Y cobrarán esa parte, desde luego, suponiendo que vivan para ello, porque yo les he condenado a muerte y morirán de la muerte acorde con sus circunstancias personales, a menos que renuncien al dinero que les corresponde.»)

La habilidad del autor para crear una atmósfera de tensión, terror e intriga consigue que la historia se lea con interés y curiosidad, en especial quien no conozca la mencionada obra de Agatha Christie.

El fantasma y Miss Pitt, de Clark Carrados (Selección Terror #488):


Novela bien estructurada: un asesinato en extrañas circunstancias, presentación de los personajes protagonistas, misterio (¿existe el fantasma con el que habla la señorita Pitt? ¿Quién comete los crímenes? ¿Qué ocultan el mayordomo y la doncella?), más asesinatos, sospechosos, diálogos ingeniosos (en especial entre Barnes y  Joyce), un poco de romance, explicaciones, resolución, fin.

Si bien la señorita Arabella Pitt y su fantasma, Francis, dan título a la obra, los verdaderos protagonistas son dos recién llegados, el mayordomo Austin Barnes y la doncella Joyce St Swithin (encargados también de la trama romántica), siendo secundarios el resto del servicio, algunos invitados y las cada vez más numerosas víctimas.

Sigue las convenciones del género (terror y misterio), sabe resolver las diferentes tramas con eficacia y logra que se lea con interés e intriga por saber quién hizo qué a quién y por qué. 

Un solo ataúd, de Silver Kane (Punto Rojo #1):


Tras un punto de partida interesante (la protagonista, Magda, hablando con su difunto prometido, Percy, mientras le vela durante su funeral), la novela no tarda en abordar los asesinatos más o menos siniestros en lugares tenebrosos y, en apariencia, cometidos por Percy, lo que da ocasión a que algunos personajes crean que Magda está algo desequilibrada, algo que ella no intenta desmentir con demasiado entusiasmo, e incluso oculta una información de gran relevancia que solo revela al final, contra toda lógica, cuando conviene al autor.

La aparición de Clive Sanders, un amigo de Percy, cuyas intenciones no parecen del todo claras (¿quiere ayudar a Magda o busca algo?) y los asesinatos hacen avanzar la narración en un tono desigual, que pronto empieza a resultar poco creíble y hasta previsible.


Un ligero misterio, algunas escenas truculentas y el inevitable romance logran que la novela resulte entretenida sin más.

El Aire Tiene Huellas, de Lou Carrigan (Punto Rojo #2):


Como es habitual en las novelas de Carrigan, «El aire tiene huellas» destaca por un tono de humor e ingenio a cargo de un protagonista en primera persona, Conan Stewarts, tan frívolo y superficial como encantador que preside, sobre todo la primera parte de la historia. La segunda mitad, centrada en la «acción» es más convencional e incluye visitas a sospechosos, peleas, romance (entre Conan y Sue Gaskell, enfermera de su tía) y resolución del caso

Un comienzo con connotaciones sobrenaturales (esa llamada que recibe Conan tras fantasear con asesinar a tía Carolina con ayuda de su «poder mental», inspirado por la lectura de un libro titulado «Auténtica Magia Negra») que pronto se abandonan por una trama más convencional y «realista» (¿Intentan incriminarle en el asesinato de su tía? ¿Quién?), diálogos ingeniosos protagonizados por Stewarts y otros personajes, en especial Sue, que le acompaña durante gran parte de la investigación o su amigo, el policía Archie MacRae, son las principales bazas para conseguir una novela muy entretenida aunque su desarrollo es desigual y el final, quizá por la obligada extensión de la colección, es un tanto precipitado.




Otros Bolsilibros Brugera reseñados en este blog:



***T***


¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

martes, 12 de enero de 2016

El Factor Sobrenatural, de Edgar Cantero

El Factor Sobrenatural
Supernatural Enhancements
Edgar Cantero
Traductor: Edgar Cantero y  Xavier Morató
Editorial Minotauro
384 páginas


Argumento:

A. y Niamh heredan una mansión con fama de contener un fantasma, después de que el anterior propietario se suicidara.


Comentario:

Dicen que esta novela se inspira en "Casa de hojas" de Danielewski y en las obras de Gaiman (sí, esta también), pero como no he leído ni la una ni al otro no puedo juzgar... De igual modo, se remite en la publicidad a Lovecraft y a Stoker... Bien, en lo del segundo está claro que se refieren a la estructura, hecha a partir de fragmentos de libros, grabaciones de audio y video, cartas y otros recursos de esta índole (como "Drácula", aunque sabemos que un tal Charles W. Adams la usó en una novela anterior: "El misterio de Notting Hill"), pero en lo del primero... Igual es que no la he leído bien, pero en ningún lado he visto el menor atisbo de Lovecraft. Yo diría que más bien las inspiraciones vienen del mundo del cine y la tv, a los que trata de imitar, de manera fallida, ya que son artes con lenguajes y recursos muy distintos, y lo que podría funcionar en imágenes igual no lo hace sobre el papel (a veces, este libro recuerda a un guion).

La obra parece tratar de la investigación llevada a cabo por dos extraños personajes (A. y Niamh) en una mansión gótica donde supuestamente habita un fantasma y que fue escenario del suicidio del anterior propietario (y de alguno más).Tanto la historia de la mansión como su descripción resultan muy poco originales y recuerdan a mil películas y novelas sobre lo mismo. Sin embargo, llega un punto en el que todo empieza a derivar hacia otros derroteros. Las apariciones fantasmales, que hasta entonces habían descrito como relevantes, resulta que no pintan nada. De pronto, la novela se transforma en una especie de misterio de búsqueda de tesoros con criptogramas incluidos y sectas extrañas. No me parece que sea, como reza la publicidad, "espeluznante" ni mucho menos de terror.

La estructura fragmentaria no facilita la comprensión de la historia (de hecho, a mí se me ha hecho muy difícil de leer). Hay fragmentos que tienen un cierto nivel literario (como la inclusión de trozos de libros de parapsicología sobre el escepticismo, la duda, la naturaleza de los fenómenos), pero otros son de calidad muy dudosa (las grabaciones de audio donde no pasa nada, salvo "escuchar" a gente escribiendo en un papel y manteniendo diálogos de besugos).  El abuso de las "cámaras" y "grabadoras" a mí me ha aburrido y sacado de la lectura más de una vez, ya que me costaba imaginarme las escenas. Aparte, que una vez finalizada la lectura, te das cuenta de que muchas sobran claramente. Hay momentos donde te incluyen facturas de compra y te preguntas si es necesario. La parte donde se realiza el análisis criptográfico de un mensaje la he leído casi en "piloto automático", renunciando a pensar o analizar nada... Podrían haberme colado mil agujeros de trama e incoherencias a porrillo sin que me diera cuenta porque más de una vez desconecté de la obra.

Así pues, ha sido una lectura llena de altibajos, con transcripciones de sueños de carácter simbólico, tratados de criptografía, cartas a una misteriosa tía Liza, grabaciones, alusiones a series populares como X-Files (Expediente X, en España), escenas de acción finales que se salen del tono de la novela y personajes excéntricos como los protagonistas A. (del que no se sabe nada) y Niamh, una muda adolescente, que mantienen una relación "equívoca".

La historia en sí es curiosa y más o menos original (a menos que "copie" a Gaiman, como he leído en alguna reseña). Sin embargo, la temática no son los fantasmas sino el mundo onírico. Al final, hay un giro sorpresivo interesante. Pero creo que la historia, contada de manera "normal", habría tenido más gracia. Supongo que esta se ambienta en 1995 para evitar la tecnología actual (en especial, los teléfonos móviles, auténtico veneno para las historias de misterio...)

En resumen, una obra que prometía y que tiene alguna parte destacable, pero que, en conjunto, no la veo cuajada. Se me ha hecho larguísima.


¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

jueves, 7 de enero de 2016

Círculos, de Emilio Calderón

Círculos
Emilio Calderón
Stella Maris
300 páginas

 
Argumento:

Un profesor de física cree que una joven abducida por extraterrestres es la que hija a la que daba por muerta.


Comentario (algún spoiler):

La novela que nos ocupa pertenece al género de la fantasía, aunque está contada como si fuera un thriller o una novela de misterio. En ella podemos encontrar un completo compendio de creencias seudocientíficas: círculos en los campos de cereales, abducciones extraterrestres, colaboración de malignos aliens con los americanos, robos de bebés, hombres de negro, conspiranoia relacionada con la energía libre, mundos paralelos, regresiones hipnóticas... vamos, de todo lo que uno podría leer en una revista estilo Más Allá o Año Cero. ¡Incluso aparece Javier Sierra!

Narrada en primera persona por el protagonista principal, también cuenta con algunos capítulos en tercera e incluso con la transcripción de un diario (que adolece de los típicos defectos de los diarios de las novelas, es decir, que es poco creíble que una persona escriba de ese modo para sí misma). Para variar, en este caso la primera persona está justificada y al servicio de la narración al introducir un sesgo subjetivo sobre los hechos.

La prosa es correcta pero plana, y, en muchas partes, linda con el "ensayo" o el periodismo (las que transcriben los supuestos testimonios y noticias de hechos paranormales). Me ha parecido un poco fría o, más bien, con poca capacidad de transmitir emociones (miedo, angustia, por ejemplo).

La acumulación de teorías seudocientíficas no añade precisamente mucha verosimilitud a la historia; sí, ya sabemos que es fantasía, pero justo el intento de hacerla parecer "real" es lo que juega en su contra. El autor se limita a tomar información de mitos populares, pero sin reelaborarla de una manera en exceso creativa. La trama es demasiado rebuscada, al meter en ella un exceso de elementos (los círculos ya citados, los aliens, robos de bebés, etc, etc), y, sin embargo, da apariencia de simpleza y de no ir mucho más allá de lo que cuenta. La parte relacionada con los círculos es especialmente rocambolesca, con esos adoradores de los aliens y el profesor y su hija abducida, y todo el lío que tienen montado,  los "mensajes en clave", etc. Aunque la parte de las abducciones también se las trae. El deseo de enredar la historia hace que aparezca una chica con nada menos que ¡tres padres distintos!

Lo que no me ha quedado claro es si el narrador, al final, se burla de estas historias o las toma en serio. Las últimas escenas podrían recordar al típico "todo fue un sueño", si no fuera porque el protagonista parece insinuar que no lo ha sido (recuerda sus vivencias del "antiguo lugar" pero no las del "nuevo"). El encuentro final del protagonista consimo mismo en los trigales no lo he entendido muy bien, pero tiene cierto aire a deus ex machina. Los misterios no se resuelven y nada queda claro.

En resumen, una obra de temática paranormal para fans de estos asuntos, de lectura muy rápida y fácil.

 
¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)

lunes, 4 de enero de 2016

La chica danesa, de David Ebershoff

T.O.: The Danish Girl, 2000
Editorial: Anagrama
Colección: Panorama de narrativas, 477
Traducción: Jesús Pardo
350 páginas
15 €

Argumento:

Copenhague, 1925.Tras ponerse un vestido para ayudar a su esposa a pintar un cuadro, Einar Wagener empieza a conocer su verdadera identidad.

Comentario:

«La chica danesa» no es una novela biográfica, como se pudiera suponer al saber que sus protagonistas existieron, y el propio autor lo aclara en una  nota al final: «Ésta es una obra de ficción libremente inspirada en el caso de Einar Wegener y su esposa. La escribí para explorar el espacio íntimo que definía su insólito matrimonio, y ese espacio sólo podía cobrar vida a través de la conjetura, la especulación y la libertad imaginativa.»

Tal como dice el autor, la obra explora el matrimonio de Einar y Greta, personajes principales de la historia, y para ello utiliza flashbacks al pasado de ambos en los que muestra sus orígenes, familias y relaciones anteriores, y relata lo que piensan o sienten en un tono poco emotivo, distante, como si se tratase de un caso clínico o una crónica de sus vidas, en la que elude el sentimentalismo pese a profundizar en las emociones, pensamientos, dudas y temores de la pareja protagonista.

Sin embargo, la novela no es solo la historia de dos personas enfrentadas a un cambio tan radical en su matrimonio, sino también la de la conversión de Einar en Lili, todo un viaje iniciático sembrado de miedos, dudas, esperanza, descubrimientos, que comienza con el «nacimiento» de Lili y llega hasta que se convierte en todos los aspectos (emocionales, psicológicos, físicos) en Lili Elbe.

Quizá sea este proceso lo más interesante de la novela. Un «viaje» lento y atormentado, en el que cada pequeño detalle es importante, desde el momento en el que Greta sugiere darle nombre, sus tímidas apariciones, las explicaciones de Einar sobre una Lili que siente brotar de su interior, tomar su lugar, hasta el punto de que ambos tienen dificultades para recordar lo que hace el otro, el momento de comunicarlo a otras personas o el periplo de médico en médico (uno quiere practicarle una lobotomía para erradicar a Lili) hasta encontrar a alguien que comprende lo que ocurre y está dispuesto a operarla.

Entre los personajes secundarios, destacan Hans, amigo de la infancia de Einar, y Carlisle, gemelo de Greta, que aparecen en los flashbacks y tienen una importante participación tanto en el aspecto romántico como en la búsqueda de la identidad de Lili, siendo Henrik, el hombre del que se enamora la joven y por quien es correspondida, al que menos importancia se da a lo largo de la novela, teniendo mayor protagonismo incluso Teddy Cross, difunto primer marido de Greta.

Aunque hay abundantes digresiones a lo largo de la novela, repeticiones y escenas que se alargan en demasía, es en la última parte donde más se percibe un exceso de texto que puede llegar a agobiar dentro de una obra cuyo mayor interés radica en dos puntos principales: la relación entre Einar, Lili y Greta y el proceso durante el cual el hombre va desapareciendo para dar paso a la mujer.

NOTA

«La chica danesa» ha sido adaptada al cine, dirigida por Tom Hooper y protagonizada por Eddie Redmayne (Einar/Lili), Alicia Vikander (Greta en la novela y Gerda en la película), Ben Wishaw (Henrik), Matthias Schoenaerts (Hans Axgil) y Pip Torrens (Doctor Hexler).


                                              Einar y Greta a punto de conocer a Lili


                          Lili Elbe (Eddie Redmayne) y Greta Wegener (Alicia Vikander)


***T***


¿Qué te ha parecido la reseña? ¿Te apetece leer este libro? ¿Ya lo has leído? (Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión).

viernes, 1 de enero de 2016

Nuestras lecturas favoritas de 2015

Nuestras lecturas favoritas de 2015

En esta época del año, tan propensa a recopilaciones y demás, en el Blog Críticas Literarias Regina Irae nos hemos apuntado a la tendencia y, osadas como somos, también hemos elaborado nuestras propias listas. 

En ellas valoramos los libros leídos durante 2015 de forma absolutamente subjetiva: no creemos que sean los mejores del año (no hemos leído todo lo que se ha publicado, y algunas obras son incluso de otros siglos), sino los que más o menos nos han gustado teniendo en cuenta lo que cada una hemos leído, la calidad de las obras o cuánto nos han emocionado entre otros factores.


Valoración de las lecturas de M.C.  Mendoza

Lo que más me ha gustado:

No Ficción: 

-El guion. Story, de Robert McKee
-Cómo convertir un buen guion en un guion excelente, de Linda Seger 
-Abrir en caso de Apocalipsis, de Lewis Dartnell.

En novelas y relatos de género (rosa, misterio, cf, etc): 


En novelas literarias: 

-Bartleby y compañía, de Enrique Vila-Matas.

Medio - Medio:

-Dos años, veintiocho meses y ocho noches, de Salman Rushdie (Con reservas: me gustó el argumento pero no el nivel literario flojeaba por momentos) 
-Contra la fuerza del viento, de Victoria Álvarez
-Puerto Escondido (debut de Maria Oruña; para ser un primer libro no está mal). 
-Máscaras, de Leonardo Padura (buena escritura, pero digresiones, caso policial algo pobre).


Lo que menos me ha gustado:

-El próximo funeral será el tuyo, de Estela Chocarro 
-Víctor Ros y el gran robo del oro español, de Jerónimo Tristante.
-La chica del tren, de Paula Hawkins (no entiendo su éxito, en serio).
-Un café con sal, de Megan Maxwell.


Valoración de las lecturas de Thersuva

Lo que más me ha gustado (por orden de lectura):

― Las novelas tontas de ciertas damas novelistas, de George Eliot (No ficción)
― Un cuento de enfermera, de Louisa May Alcott
― El misterio de Gramercy Park, de Anna Katharine Green

Punto medio (por orden de lectura):

― Naturaleza muerta, de Louise Penny
― La vigilante del Louvre, de Lara Siscar
― Elizabeth ha desaparecido, de Emma Healey

Lo que menos me ha gustado (por orden de lectura):



¿Qué te ha parecido el artículo? ¿Has leído alguno de los libros citados? ¿Tienes tu propia lista?(Los comentarios están moderados con lo cual tardan un poco en salir. Gracias por tu opinión)